SI VAS DE PASEO, SE RESPONSABLE

web (2)

Contaminar no se trata simplemente de ensuciar el entorno con residuos sólidos, también lo hacemos de forma auditiva, visual, entre otros. Por eso, a continuación, te damos una serie de consejos prácticos para tener en cuenta a la hora de viajar y así contribuir con el cuidado ambiental en los lugares que visites:

  1. Lo primero que debes hacer es consultar sobre las generalidades más importantes acerca del cuidado ambiental del lugar que vayas a visitar.

 

  1. Evita realizar fogatas, pues la combustión de la leña genera emanaciones fuertemente contaminantes en el aire.

 

  1. No lances ningún residuo sólido ni liquido al suelo intencionalmente. Si tu excusa es que no hay un contenedor de basura cerca, guárdalo en tu bolsillo o mochila hasta encontrar una caneca o hasta llegar al hotel.

 

  1. Si estás cerca de una cuenca hidrográfica como un río, laguna o en el mar, evita arrojar cualquier elemento sólido o líquido. Por otro lado, ten cuidado de usar estos lugares como si fueran un baño, porque además de ser mal visto también puede ser causal de una multa.

 

  1. Utiliza protección solar amigable con el medio ambiente y que no contamine los ríos o los mares. Los arrecifes de corales son los mayores damnificados por estos químicos, que pueden incluso matarlos.

 

  1. Si vas a conocer reservas naturales donde hay animales, trata de no hacer ruido y no invadir sus espacios. Los animales suelen asustarse con facilidad y tienden a ser muy sensibles.

 

  1. Si quieres dar un paseo por la ciudad o pueblo, lo más recomendable es caminar o utilizar bicicletas públicas, esto con el fin de reducir las emisiones de carbono en la atmósfera.

 

  1. No gastes mucha agua ni electricidad en tu hospedaje, considera lo que es suficiente durante tu permanencia.

 

  1. Evita comprar productos de plástico, estos son excesivamente dañinos para la fauna y la flora.

 

  1. Trata con amor la naturaleza, no dañes árboles ni pises zonas verdes en las cuales esté prohibido el tránsito.

 

Si cumples con lo anterior podríamos decir que eres un turista responsable y tienes un gran respeto por el planeta. La pregunta es ¿estás dispuesto a poner en práctica estos pasos?

¡Adelante, construyamos un mejor lugar para todos!